in

Nuevo Plan de la Vivienda en Aragón

 El nuevo Plan de la Vivienda en Aragón incrementará en un 40% las ayudas a la rehabilitación de edificios y viviendas en las zonas declaradas por el Gobierno de Aragón (GA) como Áreas de Rehabilitación Integral, (ARI). Así lo adelantó en Fraga el director general de Vivienda del Ejecutivo autónomo, José Luis Castellano, que inició el miércoles en la capital bajocinqueña una serie de reuniones informativas con los vecinos de las zonas ARI, que se celebrarán en los diez municipios aragoneses que cuenta con áreas calificadas como de Rehabilitación Integral.

La aplicación del nuevo Plan de la Vivienda en Aragón supondrá que el límite máximo de ayuda para rehabilitación de viviendas en zona ARI se incrementa de 13.500 euros a 18.000 euros, que se puede alargar hasta los 24.000 euros, sumando la ayuda de 6.000 euros que conceden los ayuntamientos.

La subvención podrá cubrir hasta un máximo de un 80% del presupuesto protegido de las obras que se efectúen (hasta ahora era un 60%) y, si los trabajos se inician antes de final de año, podría alcanzar hasta el 85%. Además, los propietarios pueden solicitar en el momento de iniciar las obras de rehabilitación un anticipo de un 50% de las ayudas, con la garantía de un aval, y obtener un préstamo sobre el importe total de las obras, con un plazo de amortización de 15 años.

Por otro lado, tienen una bonificación del 50% en los permisos y licencias de obras. «Estamos ante unas ayudas muy importantes y una oportunidad única para quién quiera rehabilitar su vivienda en estas zonas de cascos antiguos», consideró el director general de Vivienda.

El objetivo que se persigue con estas ayudas es «inyectar recursos públicos para movilizar el mercado de la construcción con estas obras y crear empleo. Por ello es interesante aprovechar estas ayudas y estos recursos lo antes posible, para que no se pierdan», señaló Castellano.

Las nuevas ayudas se aplicarán también a los expedientes ARI que ya se han calificado y resuelto, «de manera que bastará con solicitar una nueva calificación para que los beneficiarios puedan acceder a estas ayudas».

La oficina del ARI en Fraga ha tramitado hasta ahora seis expedientes para la rehabilitación de nueve viviendas, que ya han sido autorizadas y que se encuentra con las obras iniciadas o a punto de comenzar. Asimismo, hay otras cuarenta solicitudes pendientes de que el propietario confirme la petición y decida acometer las obras.

«No son número para estar muy optimistas», señaló Castellano, si bien indicó que esperan » que el nuevo plan y las nuevas ayudas suponga un nuevo impulso a la rehabilitación de viviendas en esta zona».

La zona ARI de Fraga se sitúa en el centro del casco histórico de la población, alrededor de la plaza de San Pedro. Las previsiones iniciales eran de rehabilitar unas 86 viviendas, «que se mantienen, aunque la ayuda por actuación será mayor», remarcó el director General de Vivienda.

 «Si en lo que queda de año se cumple con el objetivo de las ochenta y seis viviendas, se podría plantear una ampliación de cara al próximo año», añadió. La inversión total prevista era de unos cuatro millones de euros.

Enlace Noticia: www.diariodelaltoaragon.es/NoticiasDetalle.aspx?Id=572131

Salón Inmobiliario de Madrid. Entrevista a Eloy Bohúa

Declaración de Impacto Ambiental (DIA)del proyecto de ampliación de ‘La Paloma’