in

La eficiencia energética, primer paso hacia la sostenibilidad

Gran parte de esta pérdida de energía de los edificios se puede evitar mejorando el aislamiento de la vivienda. «El aislamiento es, por tanto, una de las fuentes más rentables de ahorro de CO2. Está al alcance de la mano. Pero para ello debemos seguir trabajando para facilitar las rehabilitaciones energéticas así como concienciar sobre la arquitectura bioclimática y la eficiencia energética» defiende Rafael Rodríguez.

Sólo en Europa, sometiendo los edificios a algún tipo de reforma hasta alcanzar los estándares energéticos contemporáneos, podemos ahorrar 460 millones de toneladas de CO2 al año. Según estudios de Ecofys (una de las más importantes consultorías de investigación de aplicaciones para el ahorro energético y las energías renovables en Europa), el europeo medio ganaría poder adquisitivo y ahorraría casi 500 € en costes energéticos cada año.

 EURIMA (European Mineral Wool Manufacturers Association) estima asimismo que pueden crearse más de 500.000 puestos de trabajo.

«Cuando los edificios lleguen a unos niveles mínimos de pérdida de energía, tendrá sentido empezar a buscar en otros aspectos de la construcción como el uso de fuentes de energía renovables, tales como los paneles solares» afirma Rafael Rodríguez.

Enlace : www.stoplocalwarming.es

Enlace noticia: www.construible.es/noticiasDetalle.aspx?id=5211&c=1&idm=5&pat=5

Mejora del aislamiento acústico con ayudas

Aislar el techo y poner plástico en ventanas como consejo