in

¿Cuáles son las principales aplicaciones de la energía solar térmica?

Las principales aplicaciones de los sistemas solares térmicos son:

Las que obliga el Código Técnico de la Edificación ( C.T.E.) en su apartado HE 4:
o El Agua Caliente Sanitaria ( ACS) para edificios nuevos y rehabilitaciones.
o El calentamiento de Piscinas cubiertas.

 Aplicaciones que, sin ser obligatorias, pueden aportar un ahorro energético importante:
o Contribución a la calefacción residencial. Principalmente en sistemas con suelos radiantes donde las temperaturas de uso son mas bajas ( 30 – 40 ºC).
o Aplicaciones industriales de alta temperatura: La conexión en serie de los elementos captadores puede realizar el incremento de temperatura de agua a temperaturas elevadas ( 80-90ºC) necesarias para algunos procesos dentro de la industria.
o Frío industrial: Existe una aplicación, que actualmente se está implementando en la industria y que goza de subvenciones estatales, en la que el sistema de generación de frío para climatización sustituye los compresores internos por sistemas que utilizan el agua calentada en los captadores térmicos + un absorbente químico (como puede ser el bromuro de Lítio LiBr). De esta forma se reducen los consumos eléctricos de forma importante.
o El calentamiento de Piscinas no cubiertas.
o El calentamiento de aguas para limpieza en los boxes de limpieza de vehículos a presión.
¿Qué situación se encuentra el mercado español en cuanto a la implantación de la energía solar térmica? ¿En qué punto de penetración estamos en relación con los países de nuestro entorno?

La situación actual del mercado Español es compleja.
El C.T.E., de obligado cumplimiento desde el 29/09/06, obliga a la implantación de los sistemas solares térmicos en toda nueva construcción, piscina cubierta y rehabilitación de vivienda, lo que hace que, en principio, este sea un mercado nuevo y  en crecimiento.

Sin embargo, en las fechas en que se aprobó dicho Real Decreto los constructores aprovecharon el conocimiento previo de lo que se les avecinaba para presentar y obtener la licencia de obras con carácter anterior a dicha aprobación.  Esto ha hecho que la mayor parte de las obras realizadas hasta la fecha no tuviesen la obligatoriedad de instalar un sistema solar de este tipo.

Adicionalmente se ha dado la circunstancia que, una vez que esas viviendas se han ejecutado y se deberían presentar nuevas licencias de obras posteriores a la obligatoriedad del C.T.E.,  la situación actual de la economía y en particular de la construcción, con una bajada muy importante de su actividad, hace que el numero de instalaciones solares térmicas implantadas no sea el que se preveía sino mucho más bajo.

Así pues, partiendo de las perspectivas que se barajaban en 2007 de acuerdo con el Plan de Energías Renovables 2005 – 2010 (publicado en Agosto de 2005) el nivel de implantación de paneles solares térmicos seguiría una evolución exponencial que nos llevaría de 700.000m2 en 2004 a los previstos 4.900.000 m2 en 2010.

Para más información: Laura Torres Lussón      http://www.danosa.com/
 

Los edificios europeos consumirán energía 0 a partir de 2019

No oiremos a los vecinos, aunque las viviendas se encarecerán un poco